Imágenes para el recuerdo

Un poco de humor en Buenos Aires tras declarar ante la jueza Maria de Sevini

Por Manuel Blanco Chivite / miembro de La comuna de presxs y represaliadxs del franquismo

Conocí tarde a Chato Galante. Había oído hablar de él y quizás él había oído hablar de mí, en aquéllos tiempo de clandestinidades y transiciones para que todo siga igual, pero nuestras trayectorias no coincidieron hasta poco después de haberse constituido la Asociación de La Comuna, en la que nos encontramos o reencontramos un nutrido grupo de veteranos y veteranas de la lucha antifranquista, hombre y mujeres que supimos de represiones, torturas, cárceles y muerte.

Paloma González (Anticapitalistas), con Manuel Blanco Chivite y Chato Galante (La Comuna), en un acto sobre la Matanza de Vitoria, el 5 de marzo de 2017

Fue hacia finales del 2011. En Chato Galante encontré a un militante empeñado e inteligente, con una gran capacidad de trabajo y  un agudo sentido táctico, que le convirtieron en una figura imprescindible del movimiento por la Memoria Histórica y en un importante motor de la Querella Argentina contra los Crímenes del Franquismo, recurso al que tuvimos que recurrir dada la impunidad blindada y la defensa a ultranza que los gobiernos y la judicatura españolas dieron a la dictadura y a sus servidores y beneficiarios más repugnantes.

En la puerta del juzgado de María Servini. De izda. a dcha., Sabin Arana, Chato Galante, Josu Ibargutxi y Manuel Blanco Chivite. Viaje para declarar en la Querella Argentina. Abril 2012

En abril y mayo del 2012, formamos parte, junto a Josu Ibargutxi y Sabin Arana (también fallecido y recordado y con quien coincidí en la cárcel de Carabanchel en 1970) de la primera delegación de La Comuna y de la Asociación hermana Goldatu que viajó a Buenos Aires para prestar declaración ante la jueza María Servini.

Con Nora Cortiña y otras Madres de la Plaza de Mayo. Buenos Aires. Abril 2012

En el mismo viaje, la abogada Doris Benegas contó con nuestro apoyo y declaración ante la jueza para llevar adelante una querella por el asesinato de Xosé Humberto Baena, fusilado el 27 de septiembre de 1975.

Ante la Escuela Mecánica de la Armada (ESMA) uno de los centros mas importantes de interrogatorio, tortura y dedapariciones de la dictadura militar argentina. 28 de abril de 2012. De izda. a dcha., Manuel Blanco Chivite, Josu Ibargutxi, Chato Galante y Sabin Arana

A continuación, vendría una intensa etapa de trabajos, actividades públicas, entrevistas institucionales, preparación de querellas, presencia en centros de estudio, manifestaciones,… que llenaron los últimos y muy fructíferos años de vida de Chato Galante.

Una pausa en un café de Buenos Aires. Abril 2012

Las fotos que extraigo de mis pequeño archivo particular y que son desconocidas o muy poco conocidas más allá del ámbito de la amistad y el activismo en el que estuvimos presentes, han sido seleccionadas con  la intención de  mostrar uno de los aspectos más humanos de  nuestro ya desaparecido amigo: su buen talante, su compañerismo y hasta su sentido del humor.

Personal de Loquesomos

Con Chato Galante no solo milité, viajé, y compartí activismos, con Chato Galante viví, como muchas otras personas, buenos momentos, momentos en que, pese a la seriedad y el dramatismo que la lucha por la Memoria del antifranquismo trae inevitablemente consigo, también hubo espacio para la sonrisa.

Puerta del Sol de Madrid. 16 enero 2018

 

1 Comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.




 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.