Al pan, pan y al vino, vino

¡Hay que aislarlos!

Si permitimos que inoculen su virus, que traten de convencer a los demás con ideas baratas, que muchos pueden comprar, sin detenerse a pensar lo que detrás de ellas albergan, entonces estamos perdidos. […]