La historia de la Formula 1 (Parte 1)


Ayúdanos a seguir con Nueva Revolución

Xan Pereira Castro

Todo apunta a que este puede ser el último año en el que tendremos Formula 1 en España. Según indica la casa de apuestas deportivas BetWay, los acuerdos para renovar la licencia en Montmeló no están llegando a buen puerto y parece que se trasladará a Holanda. Aprovechando este hecho, vamos a repasar la historia de este deporte.

Marcel Renault durante la carrera París-Madrid

En 1950 la Federación Internacional del Automóvil (FIA) organizó el primer Campeonato Mundial de Pilotos, usando las reglas de la F1 esbozadas tras la Gran Guerra. Pero ya había pruebas oficiales antes de que naciera el Mundial de la disciplina.

Llamará la atención la fecha, pero estas pruebas automovilísticas empezaron a tomar forma en Francia a partir de 1884. En un principio se trataba de eventos individuales, sin conexión y en caminos de tierra, prácticamente sin ninguna limitación. Rápidamente evolucionaron a sofisticadas pruebas de resistencia. Un cambio que dio pronto sus frutos con vehículos más rápidos y refinados pero, al disputarse en caminos abiertos, los accidentes eran más que frecuentes.

En 1900 se celebró un evento que resultó trascendental en el mundo de las carreras, cuando el propietario de los periódicos New York Herald y el Herald Tribune, James Gordon Bennett Jr., creó la Copa Gordon Bennett en Europa. Se trataba de una carrera anual que atrajo competidores de todo el mundo y en la que cada país podía inscribir hasta tres autos. Siguiendo el ejemplo de Bennett, el millonario William Kissam Vanderbilt II lanzó la Copa Vanderbilt en Long Island, Nueva York, Estados Unidos, en 1904. 

Por lo tanto, cada país organizaba sus propias carreras sin un campeonato formal que las ligara entre sí. Las reglas variaban dependiendo del país, aunque sí se regulaban en base al peso máximo del automóvil en un esfuerzo por limitar la potencia.

Sin embargo, la primera y única carrera que llevaba el nombre de Gran Premio era organizada en 1906 por el Club del Automóvil de Francia (CAF) y se corría durante dos días en pleno mes de junio. Con la ayuda del Automóvil Club Mayor de Francia organizaron una carrera en las vías públicas locales, en un circuito triangular de 65 millas que conecta Le Mans con Saint-Calais y La Ferté-Bernard. La carrera fue de 12 vueltas, titulada bajo el nombre de Gran Prremio de la l’ACF, y se llevó a cabo durante dos días y la ganó el piloto Ferenc Szisz conduciendo un Renault,​ Esta carrera, fue el primer Gran Premio de la historia, y que además finalmente se convirtirtió en el primer Gran Premio de Francia.

Después de la I Guerra Mundial, la ACO centró su atención en el diseño de un circuito más corto de carretera al sur de la ciudad. El Primer secretario de la organización de la época, Georges Durand, junto con el editor de la revista Charles Faroux, de La Vie Automobiley el fabricante de neumáticos Emile Coquille, se le ocurrieron la idea de una carrera de 24 horas. Y esas fueron las primeras e historicas 24 horas de Le Mans, celebrándose el 26 de mayo de 1923.


Tú eres nuestra única fuente de financiación. Con tu ayuda podremos seguir ofreciéndote nuestros artículos:

Ayúdanos a seguir con Nueva Revolución

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Nueva Revolución utiliza cookies, no podemos evitarlo. Al seguir navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies