¿Feliz año nuevo?

Por Luis Aneiros

No ha sido un buen año, este 2016. No ha sido un buen año para los que amamos la música y a los músicos. No ha sido un buen año para los que amamos las libertades y la libertad. No ha sido un buen año para los que amamos la verdad y la claridad. No ha sido un buen año para los que amamos a la izquierda y las distintas izquierdas. No ha sido un buen año para los que amamos la justicia y la igualdad. No ha sido un buen año para los que amamos a las personas y a la gente. No ha sido un buen año para los que amamos el diálogo y la discusión. No ha sido un buen año para los que amamos las diferencias y lo diferente. No ha sido un buen año para los que amamos el progreso y el avance…

En fin, este 2016 no ha sido un buen año.

Los errores no se han visto o se han minimizado, y hemos repetido el abrazo al miedo frente a la caricia de la esperanza. Nuestros egoísmos personales han pisoteado a las mejoras sociales, y los mismos que nos han traído oscuridad prometiendo luz, vuelven ahora para llenarnos de miseria bajo la promesa de esplendor. Y no han venido ellos, los hemos traído nosotros de regreso, como los salvadores únicos de sus propios proyectiles envenenados. Pero ahora no están solos. Este año ha sido el de los fastos nupciales de quienes siempre se habían considerado antagónicos, en una ceremonia a la que nosotros no hemos sido invitados, sino que participamos en ella como sirvientes. Ellos bailan y nosotros limpiamos sus pisadas. Pisadas de suelas manchadas con nuestra propia sangre, la de los miles de desahuciados, de desempleados sin futuro, de emigrados a los que su tierra les niega el pan y el techo… la sangre de seres humanos que han cometido el pecado mortal de haber nacido detrás de una valla criminal, la de quienes tienen el vicio de enfermar o se permiten el lujo de envejecer esperando que les devolvamos una parte de lo que ellos han dado por nosotros. Bailarán sobre nuestras tumbas como ahora bailan sobre las de muchos de nuestros abuelos.

2016 sonaba a esperanza cuando nos vimos representados por quienes hoy discuten sobre cómo representarnos. En sólo un año nos sentimos un poco menos protagonistas porque vemos cómo lo importante son los apellidos o las corrientes internas. Y cuando esos errores se amplificaban desde los altavoces de la cueva, no supimos cerrar los oídos a la mentira y la infamia, y ahondamos más en la desunión de quienes estamos condenados a estar unidos si queremos poder mirar al frente con un ápice de esa esperanza ahora mermada. Hay que cerrar heridas, que aún son pequeñas, hay que volver a mirar a los ojos a las personas y volver a decirles que merece la pena continuar. Este año, este 2016, esa mirada se ha apartado y las palabras vergüenza y perdón han asomado en los labios de quien sólo debería hablar de futuro y progreso.

Y después de hablar de errores, de fracaso y de decepción, toca hablar de ilusión porque empieza un nuevo año, una nueva oportunidad. El empuje de la sociedad puede hacer que las cosas cambien, o que al menos mejoren sustancialmente… pero nuestro presidente del gobierno hace balance público del año, y deja claro que sus medidas han sido las acertadas y que nos han llevado a la actual situación de bonanza, riqueza y prosperidad. Y, por tanto, promete hacernos el sacrificado favor de continuar con sus políticas y decisiones. Y presume de sus nuevos compañeros de viaje, tanto de aquellos a los que desprecia citándolos como apoyo menor para cuando sean necesarios, como de los que cita como imprescindibles para las grandes cuestiones de estado, sus nuevos aliados, los ya iluminados y revelados de la Verdad Absoluta. La vileza ambiciosa de las facciones más perturbadoras del PSOE no augura un 2017 amable. Ni un 2018, ni un 2019… Definitivamente, el pueblo tiene en sus manos la única oportunidad, porque los representantes del pueblo temen por sus sagradas posaderas. Estamos solos. Somos millones de solitarias voces que necesitan encontrarse de alguna manera y dejar salir el grito caótico de tantas y tantas historias duras, de tanto y tanto sufrimiento. Este año se ha ahogado ese grito con nuestra propia complicidad, y la tentación es creer que ya está bien, que seremos capaces de recomponernos y volver a tomar el aire necesario para sonar aún con más potencia… Y yo quiero creerlo, e imagino que sólo desde esa fe será posible.

Que este 2017 que viene sea algo más que la consecuencia negativa de un nefasto 2016. Tenemos más poder, más representatividad, más fuerza. Tengamos menos miedo y más confianza en la gente normal. Seamos lo más razonablemente felices posible, y al menos que esta noche miremos a nuestro alrededor y podamos ver los rostros de quienes más queremos. Y muchas gracias a quienes esto estáis leyendo por el tiempo que a ello dedicáis, y perdón por mi atrevimiento.

Feliz 2017.

3 thoughts on “¿Feliz año nuevo?

  • Pingback: Bitacoras.com

  • 31/12/2016 at 7:50 pm
    Permalink

    (p.d.) El 25 de diciembre marca la fecha del nacimiento, de “iluminados” pero en años y culturas diversas. Así mismo, el día que marca el solsticio de invierno: El Sol guiado a Virgo (estrella de Belén) alineado con Sirius a constelaciones de Orión (reyes magos) es Crucificado y resucitado al tercer día, (la cruz del sol, un grado más al norte.) ¿Vaya similitud, entre las escrituras de fe, con las creencias de los pueblos originarios y milenarios? ¿Dios era el Sol? ¿Pero? ¿Quién les brindaría los conocimientos de visión astronómica, dónde basarían sus ciclos de agricultura y las planeaciones de avanzadas edificaciones? ¿Evolución con aportaciones de alguna Inteligencia Superior? ¿Por qué nos siguen avisando, que de continuar así, por estas vías sombrías, vamos hacia la autodestrucción de la especie humana?
    Desde Mensajes y actuaciones celestiales, atesoradas en tradiciones orales, leyendas o Mitologías y Pirámides, (anteriores al diluvio universal y del perfil bíblico de la creación) hasta las guías de influencia por hijos del sol (revolucionarias energías de luz, entre ellas… ¿Jesús?) hacia la Memoria y al Pensamiento, entrelazados a señalizaciones, avistamientos y contactos, a lo largo de la evolución humana. ¿Con que fin Cuidar la vida de la casa?
    ¿Por qué también eran sobrevivientes de Eras Militarizadas o Apocalípticas ya sucedidas en el mismo planeta, y, antes de nuestros tiempos?
    ¿Información y conocimientos no asentados en libros de la historia oficial?
    ¿Por Plagios y Manipulación? Los Hechos hacia Económicas con Sistemas Piramidales lo Confirma… ¡Re evolución Internacional Educativa YA!
    Rebelde Zapatista, de escritos por la necesidad de concienciación humana. vifelove58@hotmail.com solicítalos y compártelos)
    (El mutualismo es una interacción biológica, entre individuos de diferentes especies, en donde ambos se benefician y mejoran su aptitud biológica. Las acciones similares que ocurren entre miembros de la misma especie se llaman cooperación. El mutualismo se diferencia de otras interacciones en las que una especie se beneficia a costas de otra; éstos son los casos de explotación, tales como parasitismo, depredación, etc. Wikipedia.)
    Recomienda ver el video: Mesías Solares. O Horus y los nueve mesías solares https://www.facebook.com/MasoneriaGomezPalacio/videos/812848092160728/

    Reply
  • 31/12/2016 at 7:46 pm
    Permalink

    CARTA ABIERTA AL SER HUMANO.
    Desde antes del principio de todos los tiempos… No hubo cambio. Y desde aquel entonces, identificado, por transformar la existencia presente, de las desfavorecidas/os. Camine dolorosamente-dulce por laberintos inconscientes y en el consiente… me perdía o me dormía; entre el aquí y el ahora.
    Despierta… levántate, hay que hacer ya la limpieza de la casa. Además porque es, la de todas/os, y la hemos maltratado o dañado a tal punto de explotación ¿irracional? que se enferma y reacciona, ante las acciones de nuestro “progreso”. Para obtener sus riquezas y recursos material y orgánico. Arrastramos a todo ser vivo y sus ecosistemas al colapso o hacia su extinción por implantar a la “fuerza” nuestros sistemas de adaptación y sobrevivencia (ley del más fuerte, individualidad e inorgánica).
    Despierta la conciencia-energía terrenal, universal, aprovecha que estamos vivas/os en una época virtual, llena de oportunidades hacia el conocimiento y la reflexión. Porque somos reflejo de nuestra humanidad; deshumanizada por interpretaciones humanas y sólo adecuadas para sostener; cómo ganar, financiar y mantener, a, los siempre históricos intereses de poder. Así hoy fortalecemos a la sumisión-perdón, al mamar, de mujer y hombre, el crear y desarrollar a descendientes esclavizadas/os, por ¿Una raza superior?
    Despierta… al adormecido ser mutualista, al pertenecer a un Todo. Más allá de paradigmas sociales educativos y religiosos. Donde nos confrontamos unas contra otros entre, envolturas de Serpiente Lobo-Cordero: A renacer las tratadas pieles y caretas de libertad o salvación ¿Manipulables? ¿Qué? ¿Por qué intereses se basa la unidad humana de nuestra especie?, y para qué o a quién, benéfica ser ¿inteligente? Pero Darwinista o Privilegiada/o de nacimiento y de fortuna, promotores de castigos divinos en la tierra.
    Despierta y prende la luz de tu interior, y ahuyenta sombras arraigadas en el corazón las que se nutren de la mente oscura o por resignada pasión de adicciones. Y comunícate con los demás, este reencuentro que envuelve y nos afecta energéticamente por armonía y sincronía matemática, ha sido la llave del control del tiempo y del movimiento. Desde ahí el solucionar a las consecuencias drásticas de conflictos armados y de circenses estructuras de integridad y responsabilidad a un dios… y claro por la ley de su Dios.
    Desde antes del principio de todos los tiempos… somos ese presente de la vida misma, constante y evolutiva, entrelazando la respiración Universal. ¿Hasta cuándo seremos consientes y responsables de Educar, por evolución y presencia presente, para reconstruir y sin destruir vida, paz y amor?
    ¡Re evolución Ya! Despierta tú niña Estrella, o tú niño Sol, y caminemos a un solo paso… De Dioses Opresores, hacia, la Energía Cósmica liberadora: Porqué además fueron sistemas creados, creando desigualdades con justicia. Manteniendo la miseria, y miserables orquestadores de la deuda y escases, amasaron intereses y poder para Estafar, Robar y Matar… legalmente.
    En espiral… Démonos un punto de equilibrio y moveremos ese Mundo.
    Basándonos en la Unidad humana por la Educación… ¡Re evolución Ya!

    ….Continua

    Reply

Deja un comentario

Uso de cookies

Nueva Revolución utiliza cookies, no podemos evitarlo. Al seguir navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies CERRAR